miércoles, 25 de febrero de 2015

!Que el Señor le dé la paz!
Aquí esta una rima que yo escribí esta semana para explicar los tres votos que hacemos. (Es mejor si puede leer en voz alta):

"La pobreza no nos da la tristeza;
Si mendigamos no es por la pereza.
Es confiar en el  Padre e imitar a Jesucristo
Que era pobre y noble en darnos sí mismo.

Con la castidad hay una libertad y felicidad
Para amar a toda humanidad con Divina caridad.
Porque los deseos y pasiones son buenos y dones
Cuando los ofrecemos al Señor de nuestros corazones.

Y la obediencia con paciencia,
Sin defensa, es por seguir la Providencia
Porque la voluntad del Padre es la comida
De Quien que Le entrega toda su vida.

Entonces, la meta de los votos es la imitación
Del Único que nos invita a esta divina vocación."

Si quiere mas información, puede contactarnos por e-mail @ cfrvocaciones@gmail.com
!Feliz cuaresma!
P. Ricardo



Frailes Franciscanos de la Renovación

1 comentario:

  1. El amor divino quiere ser humanizado, ser recibido con manos vacias y un corazon entregado, que no calcula ni se guarda nada porque vive enamorado, que es verdad que ha elegido mas que en bellas ideas morar en un rostro humanado,ser palabra que baja del cielo para sanar nuestros corazones enfermos del oscuro pecado, darse humilde y manso en el pan y asi ser alimento de sus amigos y hermanos, que busca un amor sin interes escondiéndose en los pobres y abandonados, como cantaba el pobre de Asis , que por los franciscanos de la renovación quiere ser imitado, el Amor quiere ser Amado.

    ResponderEliminar